Toxina Botulínica Tipo A

Banner tóxina botulinica tipo A

BOTOX

La Toxina Botulínica es un tratamiento que consiste en infiltrar en la piel un líquido que contiene proteína natural purificada para eliminar las arrugas de expresión. No es un material de relleno, no elimina las arrugas mediante el aporte de volumen, sino que actua sobre los músculos de la cara relajándolos, lo que permite mantener una expresión natural.

¿Qué es? ¿Para qué se utiliza?

La Toxina Botulínica atenúa todas aquellas arrugas que se producen por el movimiento y los gestos faciales como son las patas de gallo, las horizontales de la frente o las del entrecejo.

Es un tratamiento seguro que no requiere prueba de alergia. En EEUU se utiliza desde hace años con resultados excepcionales. En españa se viene utilizando desde el año 2000 con resultados excelentes.

La dosis administrada es muy baja y no se acumula con los años, es decir nuestro organismo la reabsorbe y la elimina totalmente.

¿En que consiste?

Consiste en introducir con una aguja muy fina unas gotas del producto, de forma muy superficial, en el área donde existen arrugas faciales de expresión.

El tratamiento beneficie a todo aquel que lo utilice. Es ideal para personas con arrugas incipientes y se pueden obtener resultados muy satisfactorios en personas con arrugas establecidas.

Resultados

El resultado de la infiltración de la Toxina Botulínica se empieza a observar entre las 48-72 horas y es máximo a los 10 días. Hacia el día 15 tras la aplicación convienen una visita de control para valorar si es necesario realizar un retoque. El rejuvenecimiento es evidente y la expresión facial queda más relajada.

Durante 12-16 semanas, se mantiene el efecto obtenido y a partir de ese momento se reinicia un ligero movimiento muscular que se hace más evidente a los 5 meses, momento en el que se puede realizar un nuevo tratamiento.

Precauciones

Entre las 4-6 horas posteriores a su aplicación conviene:

- Evitar cualquier presión en las zonas donde se ha realizado el tratamiento para evitar la difusión del producto a otras zonas musculares.

- Es conveniente evitar acostarse o apoyar (ladear) la cabeza en las horas posteriores al tratamiento.

- No tomar ácido acetil salicílico (Aspirina) en 48 horas.

- Evitar la exposición directa al sol sin protección solar.